Cuándo sacrificar gatos con insuficiencia cardíaca congestiva

Cuando recibimos a nuestros amigos felinos en nuestros hogares, se convierten en algo más que animales o mascotas, se convierten en parte de nuestra familia. Si bien queremos lo mejor para nuestras familias, también nos esforzamos por brindar lo mejor a nuestros amigos peludos.

También es por eso que nos preocupamos por nuestros gatos cuando están enfermos o simplemente se sienten un poco enfermos. En última instancia, cuando nos despidamos de nuestros gatos, será todo un calvario.No puedo dejar de pensar en ello, pero hablemos de la insuficiencia cardíaca congestiva en gatos y cuándo aplicar la eutanasia

¿Qué es la insuficiencia cardíaca congestiva en felinos?

Decidir si sacrificar o no a nuestros gatos es una decisión difícil cuando vemos que nuestros gatos pasan por tanto dolor. Con suerte, a medida que siga leyendo, podrá tomar la mejor decisión para usted y su gato.

Este es un término muy general para la insuficiencia cardíaca congestiva felina, que ocurre cuando el corazón de tu gato no puede bombear la cantidad necesaria de sangre a su cuerpo, lo que hace que el líquido se acumule en los pulmones. Esta es una condición que no conoce edad, género o raza. Aunque, está claro que los gatos de mediana edad y mayores son más susceptibles a esta condición.

Cuando los gatos tienen insuficiencia cardíaca congestiva, pueden mostrar los siguientes síntomas:

  1. dificultad para respirar – Vigile a su gato por si tiene dificultad para respirar. Tenga en cuenta si su gato está respirando rápidamente o muy lentamente.
  2. letargo – Busque señales de que su gato no parece tener ganas de jugar, comer o hacer nada.
  3. pérdida de apetito – Además de otros síntomas, la pérdida de apetito puede ser una señal de que algo anda mal en tu gato
  4. encías o lengua azul/gris – Controla el estado bucal de tu mascota con frecuencia
  5. colapsar – Si ocurre, consulte inmediatamente a su veterinario
  6. parálisis de las extremidades posteriores – Esta condición también se asocia a menudo con insuficiencia cardíaca congestiva

porque les pasa a los gatos

La insuficiencia cardíaca congestiva en gatos ocurre en el contexto de una miocardiopatía hipertrófica o un engrosamiento de las paredes del corazón del gato. Una vez que esto sucede, el corazón de tu gato ya no puede estirarse a su máxima capacidad para suministrar sangre al cuerpo. A veces, también se puede atribuir a la enfermedad de la tiroides, la presión arterial alta y la presencia de herencia y genes. Esto puede ser causado por una falla en el lado izquierdo, derecho o en ambos lados del corazón del gato.

¿Cómo se diagnostica la insuficiencia cardíaca congestiva?

Para realizar un diagnóstico se requiere una batería de pruebas. Estas pruebas incluyen un electrocardiograma, un ecocardiograma para evaluar la estructura y la función del corazón del gato, análisis de sangre y orina: incluyendo pruebas de hormona tiroidea, recuento de CBC, pruebas bioquímicas, pruebas del gusano del corazón, pruebas de FeLV/FIV y análisis de orina, mediciones de la presión arterial y un radiografía de tórax del corazón, los vasos sanguíneos y los pulmones (son muchas radiografías, pero hay muchas radiografías asequibles para gatos).

¿Cuándo soltamos a nuestros gatos?

Aquí hay algunas sugerencias que esperamos lo ayuden a decidir:

  • consulta – Vas a casi todos los veterinarios y la mayoría te aconseja que esto es lo mejor para tu gato
  • dolor – ¡Ver sufrir a nuestros gatos nos hace sufrir aún más! Es realmente difícil Mirándolos, puedo saber un poco que tienen un gran dolor.Llega al punto en que desearíamos simplemente quitarnos el dolor
  • financiero —Desafortunadamente, existe este factor. Puede que no parezca bonito, pero es la realidad. También tenemos que considerar nuestra situación financiera si aún podemos mantener y proporcionar medicamentos a nuestros gatos.
  • Estado de salud – Además del dolor, la condición de su gato puede empeorar, incluso puede causar más dolor.

Recuerda que todos los datos aquí expuestos son solo una recopilación de información de internet, ten cuidado al usarlos. Consulta siempre a un experto antes de tomar una decisión sobre la salud de tus mascotas.