¿Por qué a los gatos les gusta el pescado?

Por lo general, vemos gatos bebiendo leche felizmente o metiendo sus patas en peceras en programas de televisión o animaciones. Apuesto a que todos hemos visto el programa de televisión de Tom y Jerry donde vemos a Tom deambulando por la nevera todo el tiempo buscando comida.

Esto nos hace preguntarnos si este es siempre el caso en la vida real. Todos sabemos que la leche es mala para los gatos a ciertas edades. Ahora, responderemos a la pregunta ¿por qué a los gatos les gusta el pescado? ¿Será esto otro mito o es verdad?

pescado cocido o crudo

Ya hemos establecido que a los gatos también les puede gustar el pescado, ¿verdad? La pregunta ahora es si es apropiado alimentar a nuestros gatos con pescado crudo o cocido. Pft, si tiene un gato, ¡mantenga su pecera alejada de sus gatos! Bueno, a los gatos definitivamente les gustará comer pescado cocido. Frito, al vapor, ¡nómbralo! Pero es una historia diferente cuando hablamos de alimentar a nuestros gatos con pescado crudo.

El pescado crudo o cualquier otro alimento crudo puede resultar peligroso para nuestras mascotas si les damos de comer. El pescado crudo y los alimentos crudos pueden contener bacterias que pueden ser dañinas para nuestros gatos. Estas son bacterias que el estómago de nuestro gato puede no ser capaz de procesar y descomponer.

¿Cuál es el valor nutricional del pescado?

Las carnes como el pollo, el pato y la ternera son solo algunas de las principales fuentes de nutrición para los gatos. Este tipo de carnes son realmente ricas en taurina. Nutrientes más necesitados por los gatos. ¿Qué significa esto para los peces? El pescado también puede contener cierta cantidad de taurina, pero no tanto como el pollo, el pato y la ternera.

¿Con qué frecuencia podemos alimentar con pescado a nuestros gatos?

Entonces, si tenemos en cuenta que hay una pequeña cantidad de taurina en el pescado, entonces podemos decir que los gatos pueden eliminarla. La dieta de un gato que consiste principalmente en pescado puede dejar al gato débil y desnutrido.

La dieta de un gato puede incluir pescado, pero no debe constituir la mayor parte de la dieta de nuestro gato. La principal fuente de taurina de un gato aún debe constituir la mayor parte de su ingesta de alimentos. Eso no significa que los gatos no puedan comer pescado en absoluto.

Quizás, lo mejor que se puede hacer es permitirles comer pescado con moderación. Tenga en cuenta que el pescado puede contener sustancias que pueden causar infecciones del tracto urinario en los gatos. Quizás alimentar a tu pez gato dos veces por semana sea suficiente. Más de dos veces por semana es demasiado. Ya sabes, solo para marcar la diferencia en la comida que come tu gato.

¿En qué consiste la dieta de un gato?

Los gatos son carnívoros por naturaleza. ¿Qué significa carnívoro y qué es una dieta carnívora? ¿Qué alimentos pueden comer los gatos? Un carnívoro es un animal que come solo o principalmente carne. Entonces, si así es como definimos a un carnívoro, entonces la dieta de un carnívoro consiste en carne. Diferentes tipos de carne como pato, pollo, ternera y muchas más.

Dicho esto, si los gatos son carnívoros, ¿les gusta el pescado? Bueno, el pescado y otros mariscos también se pueden clasificar en la categoría de carne, es decir, carne blanca. Por lo tanto, los gatos pueden disfrutar del pescado y otros mariscos, como los camarones.

Sin embargo, vale la pena señalar que los gatos tienden a comer carnes como pato, pollo y carne de res más que pescado y otros mariscos.

¿Pero de dónde vino?

Curiosamente, aunque los gatos pueden preferir la carne roja a la carne o el pescado, siguen prefiriendo el pescado. ¿Alguna vez te has preguntado cómo sucedió esto?

Bueno, los gatos tienen una larga historia. Este sabor (¡no repugnancia!) del pescado probablemente proviene de sus antepasados ​​​​que primero tenían pescado como parte de su dieta. Se dice que en la época del antiguo Egipto, los gatos eran atraídos a las casas egipcias poniendo peces en sus puertas.

Recuerda que todos los datos aquí expuestos son solo una recopilación de información de internet, ten cuidado al usarlos. Consulta siempre a un experto antes de tomar una decisión sobre la salud de tus mascotas.